El agua es vida, y si bien todos agradecemos contar con un sistema de agua que lleve este líquido vital a nuestros hogares, debemos admitir que más de una vez hemos tenido problemas con las tuberías y aparatos de agua de nuestro hogar, piso, casa o vivienda. Generalmente estos inconvenientes están relacionados con el mal funcionamiento que ocasiona la acumulación de elevados niveles de cal que se encuentran en este preciado líquido.

En determinadas parte de España, sobre todo en zonas de costa y algunas regiones del interior sufren de agua dura, que no es otra cosa que las altas concentraciones de sales de calcio y magnesio que contiene el agua, estas concentraciones han demostrado ser las causantes del deterioro de tuberías, calderas, termos, lavadoras, lavavajillas, cafeteras, y calentadores de agua, entre otros muchos aparatos domésticos. Haciendo necesarias constantes reparaciones que a su vez generan grandes gastos no sólo en reparación sino también en mantenimiento.

descalcificador

La solución a las incrustaciones de cal

La solución para este tipo de problemas es simplemente evitar que estos minerales se incrusten en nuestras tuberías, y aparatos domésticos, por lo que se hace necesario, dependiendo del tratamiento del descalcificador, eliminar, o bien neutralizar las sales de calcio y magnesio que contiene el agua.

Aunque suena complicado, esta tarea puede lograrse con facilidad y sencillez con la instalación de un descalcificador para piso.

La cal puede erradicarse de diferentes maneras, pero hay que conocer el cómo, el cuándo y con qué. Hay que saber en concreto el tipo de problema que tienes en tu vivienda, lo que te aconsejamos es que evalues los gastos y que elijas la mejor solución que se ajuste a tu situación.

Elegir el tipo de descalcificador para tu hogar

Existen dos tipos de descalcificadores que se distinguen según el tratamiento que utilizan para erradicar la cal. Uno es el típico descalcificador de sal, el cual utiliza un tratamiento químico con un sistema de regeneración basado en la aplicación de una resina especial que al ser atravesada por el agua, atrapa los iones de calcio evitando que ingresen a la tubería y elementos de nuestro piso o  vivienda. El más utilizado es el volumétrico, que trabaja con un programador inteligente que disminuye notablemente el consumo de agua y sal.

Y por otro lado tenemos los descalcificadores electrónicos y los inhibidores de cal, los cuales utilizan un tratamiento físico que no utiliza sal. Los electrónicos funcionan a través de impactos o frecuencias magnéticas cristalizando los iones de calcio y magnesio formando microcristales no incrustantes, evitando de esta manera que la cal se incruste en nuestras instalaciones.

Y por último, los sistemas más efectivos y recomendados, los descalcificadores inhibidores de cal, los cuales emplean un proceso por el cual también transforman los cristales culpables de que se forme la cal, en otros cristales no incrustantes, pero para conseguirlo no emplean magnetismo, sino que liberan en el agua bajos niveles de iones de zinc inocuos, por lo que la cal es neutralizada, siendo además, el único sistema por el cual estaremos también protegidos contra la corrosión. Estos inhibidores los podrá encontrar bajo marcas como ECOCAL o SCALEBUSTER.

descalcificador

Los descalcificadores Ecocal y ScaleBuster

Seguidamente, vamos a hablar de ellos, este tipo de inhibidor o descalcificador para piso sólo debe ser instalado por un técnico especializado y lo deberá de instalar en la conexión principal de entrada de agua de la vivienda que se quiere proteger. Una vez instalado, este equipo no necesita mantenimiento ni limpieza constante, por lo que representa una excelente alternativa para el ahorro.

Con la instalación de este sistema, no sólo protegeremos nuestro hogar de la agresión de la cal, sino que además se conseguiremos ahorrar importantes cantidades de dinero en energía. Esto se debe a que mantener la caldera, calentador o termo libres de calcificaciones y corrosiones ayuda a que éstos consuman menos energía y por lo tanto reduce los gastos en facturación eléctrica.

A esto se le suma el hecho de que estos descalcificadores no necesitan de constantes mantenimientos por lo que su instalación sólo implica una inversión única. Esto, sin mencionar que se está protegiendo y alargando la vida útil de todo tipo de aparatos que trabajan con agua, evitando además que los agentes corrosivos que tanto daño causan, entren a nuestras tuberías.

Bien sea que se quiera proteger una casa, piso, vivienda unifamiliar o incluso un negocio, todo lo que se debe hacer es elegir el descalcificador adecuado. Para ello, existen opciones que van desde  0,50 a 6 m³ para casas o pisos de 1 a 8 habitantes. Mientras que al mismo tiempo, existen descalcificadores de mayor magnitud que pueden ser instalados en comunidades enteras de vecinos ofreciendo protección a cada vivienda contra los daños causados por la cal.

La duración de este tipo de descalcificador, oscila entre 25 y 40 años, por lo que se trata de una inversión en un sistema de larga duración que no requiere constante mantenimiento y que indirectamente ayuda a alargar la vida útil de electrodomésticos, tuberías y griferías.

Por otra parte, estos equipos contra la cal cuentan con una garantía de diez años desde su instalación, por lo que la empresa responsable responde por cualquier falla de fábrica que presente en la primera década, asegurando así un producto de excelente calidad, resistencia y duración.

Vemos entonces cómo se suman cada vez más beneficios de la instalación de los descalcificadores para casas, pisos, viviendas y negocios. Entre las principales ventajas del empleo de estos aparatos antical se encuentran la disminución de gastos en energía, la disminución de gastos en reparaciones de electrodomésticos, la prolongación de la vida útil de todo tipo de tuberías y griferías, y la optimización en el funcionamiento de calderas, lavavajillas, calentadores y lavadoras.

Pero ninguno de estos beneficios se compara a la seguridad de contar con un agua limpia, pura, suave y libre de cal para ofrecer a familiares y clientes

Comenta esta noticia de Redacción Sur