Al Grupo “Unión del Pueblo andaluz” (UPAN), incorporado poco antes de realizarse la Asamblea, se ha sumado otro durante su celebración “Los Verdes de Andalucía”, con lo que el número de organizaciones que forman parte del nuevo grupo surgido de la unión de los anteriores, que comenzaron cuatro partidos políticos y una Asociación cultural, ya asciende a nueve, incluida la misma Asociación y ha mostrado su interés en el proyecto, “Casas Viejas”, el movimiento sevillano para la recuperación del Pumarejo.

Cada uno de los representantes de los siete grupos presentes en la reunión, se ha hecho cargo esta mañana de desgranar uno de los grandes bloques que componen la declaración, “Nueva estructura agraria”, “Nuevo modelo energético”, “Reindustralización, como base del desarrollo tecnológico”, ”Infraestructuras para vertebrar Andalucía”, “Cultura, base para recuperar la identidad”, “Educación para el desarrollo personal”, “Bienestar social”, “El Medio Ambiente, garantía de calidad de vida”; la “Biblia” o programa de trabajo que les guía, en la labor de plantear mejoras sociales, culturales, educativas y económicas para Andalucía, desde las instituciones (Junta de Andalucía, Congreso de los Diputados y ayuntamientos), no sólo por medio de su presencia en procesos electorales, sino también en la calle, y en planteamientos globales y específicos, con intervenir en la forma de gobierno del momento, mediante propuestas concretas y realizables,  así como para llevar a la gente el mensaje de mejoras, “porque existe otra forma de gobernar”.

Este proyecto, elaborado en los meses de rodaje que lleva el grupo y en sucesivas reuniones y grupos de estudio, está calando. Como ha calado en el numeroso público que llenaba el salón dónde ha tenido lugar la Asamblea y en diversas organizaciones, tanto las que se están sumando al proyecto como las que han dado a conocer su interés en integrarse. Este crecimiento cuantitativo y cualitativo garantiza una base social muy amplia y espacial extensa, lo que en muy poco tiempo está convirtiendo a la Confluencia en una alternativa real, que ya debe ser tenida en cuenta.

Como invitados, apoyaron la lucha del pueblo andaluz “Esquerra Republicana”, representada por el Senador Josep Rufá. PNV, independentistas escoceses y Movimiento Corso, que ya han manifestaron su apoyo y simpatías, participarán de las sucesivas asambleas abiertas que se desarrollarán por todo el territorio andaluz. Sí estuvieron representados el grupo “Sáhara marroquí” y la República Árabe Saharahuí Democrática. El primero de estos ofreció al resto de los saharahuís asistir a una Asamblea conjunta, en la que pudieran llegar a un acuerdo. Ante la duda sobre el tratamiento que las autoridades marroquíes puedan otorgar a los miembros de la RASD, la organización de la Asamblea les ofreció la posibilidad de que dicha reunión se celebrara en Andalucía, para ofrecer la mayor garantía a todos los asistentes.

Como la Asamblea se alargó más de lo previsto, algunas personas tuvieron que marcharse poco antes de terminar. Una vez terminada, la mayoría de las que quedaron en el Salón, reunidas, se despidieron con el Himno de Andalucía.

Comenta esta noticia de Redacción Sur